Pascua VII, A: Ascensión del Señor Jesús

Eres testigo

¿Qué haces mirando al cielo?

Ascensión del Señor (Antonio Lanchares).jpg



 VII Domingo de Pascua
Año litúrgico 2019 - 2020 - (Ciclo A)

 Homilía y Reflexión,
Somos testigos de cómo la amenaza de la muerte nos ha ido mostrando nuestros límites. La pandemia de carencias. Cuando la desesperación puede más, el valor simbólico de la Ascensión, es para nosotros la clave de nuestra esperanza. Como dice el Papa Francisco:"testigos generosos de Cristo Resucitado", conscientes de que El, yendo al cielo, no abandona a nadie, de hecho "siempre está con nosotros y nos apoya en el camino". (Ed Langlois /Catholic Sentinel).

Somos testigos de las estadísticas de contagiados, recuperados, agravados, muertos, desobedientes, desempleados, … ¿Miramos al cielo y queremos que llegue el Espíritu Santo y nos regale mayor sabiduría para identificar las verdades, la tercera verdad de los intereses reales?

Somos testigos de cómo la corrupción da de comer gorgojos a los pobres. De cómo, en plena pandemia, las empresas han monopolizado los medicamentos, los bancos no son solidarios, y los políticos se tapan la boca. ¿Miramos al cielo y olvidamos, o recordamos las enseñanzas de Jesús ante las injusticias, y qué haremos?

Somos testigos del dolor de los familiares de los muertos por Coronavirus, de la soledad de los ancianos, de la violencia familiar, de las manifestaciones del estrés en adolecentes y jóvenes, del sentimiento de miseria, de la necesidad de unión y solidaridad dentro de las familias, … ¿Miramos al cielo, y nos replanteamos la vida, la familia y contaminamos con el amor que Jesús nos enseñó, estamos ya convencidos de ello?

El éxtasis colectivo de los discípulos fue despertado por unas palabras que nos marcan la misión. Y la esperanza nos dé el optimismo de pentecostés: una sociedad de iguales, con mejores servicios públicos, entusiasmada por la misión de mejorar su casa común; unos líderes y científicos responsables que plantean nuevos modelos de desarrollo y cuestionan el actual modelo de globalización. Una iglesia convencida de su mensaje, entusiasta y segura de la presencia de Jesucristo en su trabajo pastoral cotidiano.

Los cuarenta días, la cuarentena sirva para el aprendizaje integral de mejores humanos, hijos de Dios, ciudadanos, personas de buen corazón. ¿tienes proyecto de vida? ¿tienes nuevo proyecto pastoral? El cielo existe, pero primero trabajemos por los demás, sin miedo, Jesús nos prometió un lugar y no nos abandonará (Jn14,2-3). Buena jornada, testigo, el mundo te espera y le entusiasma “ser discípulo”. Testimoniar.


Conclusión del santo evangelio según san Mateo 28, 16-20

En aquel tiempo, los once discípulos se fueron a Galilea, al monte que Jesús les había indicado.
Al verlo, ellos se postraron, pero algunos dudaron.
Acercándose a ellos, Jesús les dijo:
«Se me ha dado todo poder en el cielo y en la tierra. Id, pues, y haced discípulos a todos los pueblos, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo; enseñándoles a guardar todo lo que os he mandado.
Y sabed que yo estoy con vosotros todos los días, hasta el final de los tiempos».

Homilía y Reflexión,

Pascua VII, A: Ascensión del Señor Jesús Pascua VII, A: Ascensión del Señor Jesús Reviewed by luciérnaga on 7:45 Rating: 5

No hay comentarios

About